ESPECIAL

El fútbol en Indonesia

La globalización es un aspecto que con la llegada de internet por fin se ha comprendido. Más bien, interiorizado. Es un proceso histórico que aún no se ha culminado. Sin embargo, son muchos los cambios que ha facilitado en la sociedad. Desde una simple conexión entre dos familiares ubicados en diferentes puntos del planeta hasta la integración de países que se encontraban en vías de desarrollo.

La ampliación del objetivo ha permitido la convergencia de conocimientos y conductas entre países. Uno de los mercados que directamente se ha visto afectado es el fútbol. Y aunque no podemos mirar más allá de la fastuosidad de las competiciones que nos rodean, están emergiendo de forma sosegada otros países que trabajan por integrarse dentro del reducido abanico de gustos del aficionado a este deporte.

Gracias al desembolso de una gran cantidad de capital, China se ha situado en el radar. Pero no es solo eso lo que ha hecho que el foco mediático les ilumine. Su atracción de talento europeo para trabajar las bases está cimentando un proyecto que a largo plazo intentará competir con potencias como Europa o Sudamérica. En esa misma evolución se encuentra Indonesia, un país que ha decidido apostar por un entrenador español para liderar la selección, Luis Milla; el protagonista que hoy nos recibe.

WhatsApp Image 2018-02-22 at 19.04.15.jpeg

 ¿Cuál es la situación del fútbol en Indonesia?

Es un fútbol emergente que tiene que crecer mucho a todos los niveles. Y están por la labor. La Liga y la Federación están trabajando ahora juntos. Se tienen que poner las bases para que la realización de las categorías del fútbol base sean mejores, pero también para que las instalaciones puedan ser más adecuadas. Tienes la sensación de que la gente quiere, que avanza. Pero, sobre todo, hay mucha gente joven que trabaja, es decir, jugadores con gran actitud. Y eso para los entrenadores que llegamos al país es importante.

¿Cómo está el fútbol en Indonesia respecto a su propio continente y a países como China?

Tiene mucho que ver con el tema económico. China es una gran potencia que lleva mucho tiempo trabajando la base, las escuelas. Yo creo que Indonesia se está poniendo en esa labor ahora. Hay una buena competición local, se les dan muchas oportunidades a los jóvenes para jugar en esta liga. Y creo que están creciendo. A partir de ahí, tienen que mejorar la organización del fútbol base y las instalaciones.

“Donde tienes que enfocarte un poco más es en el entendimiento del juego. Son jugadores jóvenes que quizás no han pasado procesos que han podido experimentar jugadores en España”

¿Indonesia promueve restricciones o iniciativas para facilitar que el jugador local tenga protagonismo?

Sí. Aquí hay un límite de extranjeros. En la Copa Presidente que se jugó aquí se obligó a los equipos a que jugaran mínimo tres sub23. Algo que a nosotros nos vino muy bien para hacer un análisis y ver los mejores jugadores jóvenes del país. Estas medidas están dando importancia a la gente joven. Para nosotros que haya jugadores y que los clubes tengan que apostar tener casi una obligatoriedad nos vino muy bien. Y a ellos también, porque pueden jugar con jugadores con más experiencia.

¿En qué tramos del entrenamiento tienes que focalizarte más?

Hay una cuestión que es de base y que es muy buena que son las ganas de mejorar. Pero donde tienes que enfocarte un poco más es en el entendimiento del juego. Son jugadores jóvenes que quizás no han pasado procesos que han podido experimentar jugadores en España. Es decir, en el entendimiento del juego, en tácticas concretas. Pero la actitud y el talento lo tienen. A partir de ahí es donde se tiene que mejorar y donde yo con mi equipo intento ponerle más énfasis.

WhatsApp Image 2018-02-22 at 19.03.31.jpeg

Indonesia es un país con un potencial enorme. Solo la cantidad de habitantes con la que cuenta avala el esfuerzo acometido por asimilar los conocimientos que reciben desde Europa e intentan implementar en las categorías inferiores y en la adecuada preparación de los entrenadores (Indonesia es el cuarto país más poblado del mundo, cuenta con alrededor de 260 millones de habitantes).

¿Cómo es la relación con los jugadores?

El trato que intentamos tener con ellos es un trato cercano, aunque ellos deben entender que eres el entrenador. Pero en ningún momento es un trato en el que saques el látigo. Te acercas a ellos convenciéndoles, con la palabra. Es el trato idóneo para estos jugadores. Es un país que a nivel de fútbol no tiene una gran personalidad y necesitas sacarles, convencerles.

“Es importante que los críos tengan buenas competiciones a todas las edades y que tengas la sensación de que hay una serie de fases que cuando lleguen a según qué edad ya puedan ser jugadores”

Indonesia desborda pasión por el fútbol…

El fútbol te sorprendería. El otro día en la final de la Copa Presidente el Estadio Nacional estaba lleno con 80.000 personas. Si que es verdad que no hay un punto intermedio. Hay equipos que tienen un número de seguidores increíble, pero luego hay otros equipos que no tienen tantos. Son equipos con menos tiempo, tienen 5, 6, 7 años. Pero es sorprendente, hay equipos que pueden llenar campos de 30.000 personas. Aquí el fútbol es una pasión. El fútbol inglés, español, alemán tienen un seguimiento especial. Cuando se juega el Madrid-Barça no te puedes imaginar cómo está la gente aquí.

¿Cuántos años puede tardar el proyecto asiático en igualarse al europeo?

Europa tiene mucha ventaja en todos los aspectos. Pero por lo que he podido concebir aquí y en otros países en los que he competido en verano, tanto Tailandia, Malasia o Vietnam tienen un gran nivel. Indonesia tiene que seguir, tiene su liga, la Federación está haciendo su trabajo y es lo que te decía. Tienen que hacer un gran trabajo a nivel de entrenadores e instalaciones. Y mejorar, sobre todo, la organización del fútbol base. Que los críos tengan buenas competiciones a todas las edades y que tengas la sensación de que hay una serie de fases que cuando lleguen a según qué edad ya puedan ser jugadores. Y hasta que esto no se consiga será complicado ponerse al nivel de Europa o Sudamérica.

WhatsApp Image 2018-02-22 at 19.04.29.jpeg

Luis Milla se mostraba claro en confirmar que el proyecto es a largo plazo. Los jugadores jóvenes europeos juegan con ventaja. Experimentan procesos desde sus inicios que no han podido pasar los jugadores de Indonesia. Por ello, insistía en la idea de establecer buenas competiciones para cada una de las edades y una academia más profesionalizada para la preparación de los entrenadores que forman a los jugadores de Indonesia.

¿Cómo se maneja un talento como el que tuviste en la selección española sub21 o aquí en Indonesia?

Cuando estás de seleccionador es más sencillo. Al final tienes buenos jugadores. Es verdad que son jóvenes, pero son de máximo nivel. Es cierto que te tienes que hacer respetar como entrenador, tener una idea con la que ellos estén comprometidos. España lleva mucho tiempo con esa idea particular a nivel de selección y de clubes y la Federación se dedica a refrendar el trabajo de los clubes.

“Al final te tienes que adaptar, pero con tu idea”

¿Se fija Indonesia en esa idea de juego de España?

Claro. Desde el momento que contactan con un entrenador español. Pero cuando llegas aquí y ves los jugadores que tienes, debes matizar la idea con la que venías, adaptarte a los futbolistas, a sus condiciones, a sus equipos. Pero también con tu base, con tu idea de fútbol. En este recorrido estamos, en intentar que mejoren, que puedan entender mejor el juego, saber lo que hacer en cada momento.

¿Crees que es un error no adecuar la idea al futbolista y a su capacitación?

Lo que está claro es que hay entrenadores muy radicales con su idea. Y también está claro que yo no podía moverme de la misma forma en la Federación porque posiblemente allí había unos jugadores en los que nos basábamos, y aquí quizás tenemos jugadores muy rápidos y tenemos que sacarle provecho a esto. Cuando tienes otros jugadores te tienes que adaptar, dentro de que tú también tienes tu idea de poder en un momento determinado hacer que ellos entiendan que puedes dominar el partido, jugar en el campo del rival, pero que cuando juegues contra rivales más fuertes que tú, también puedas estar organizado y transitar rápido. Porque aquí no puedes dominar los partidos como dominabas en España. Al final te tienes que adaptar, pero con tu idea.

Luis Milla es el claro ejemplo de la globalización. Nos atiende desde un país que no quiere permanecer inmóvil ante la posibilidad de emerger. Indonesia y el fútbol parecen destinados a entenderse, por ahora, solo han establecido unas bases que desean ser refrendadas con resultados.

0 comments on “El fútbol en Indonesia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: